0
Mi cesta

Total:0,00 

  • Tu carrito está vacio
Ver cesta
Subtotal : 0,00 
Seleccionar página

Seguro que alguna vez te has hecho la siguiente pregunta: “¿Por qué tengo la piel tan seca?” O esta otra: “¿Por qué se me agrietan los labios”. Generalmente ocurre en invierno, cuando hace más frío y nuestra piel sufre las consecuencias de las bajas temperaturas, del aire, de la lluvia, de la humedad

Desde Farmacia Cativiela nos gusta cuidaros, por eso queremos aprovechar nuestro blog para recordaros unos puntos muy sencillos de seguir para conseguir una piel sana e hidratada, ¡también en invierno! ¿Te animas? ¡Sigue leyendo!

1. Evita los cambios bruscos de temperatura; para ello, en zonas con calefacción como en casa o en el trabajo, intenta mantener un nivel adecuado, sin que la diferencia de temperatura afecte a tu piel.
2. Protege tus manos y tus labios: sin duda, son las dos zonas más expuestas al frío. Intenta llevar contigo una crema hidratante de manos y un bálsamo labial para poder aplicar en cualquier momento.
3. El agua de la ducha, no muy caliente: aunque te resulte agradable, el agua muy caliente reseca mucho tu piel, así que es preferible ducharte con agua templada.
4. Después de la ducha…sécate bien con la toalla y usa crema o loción corporal para hidratar tu cuerpo y también el rostro.
5. No olvides el fotoprotector: aunque el día esté nublado y haga frío, recuerda que tienes que usar protector solar todos los días, sin excepción.
6. Exfóliate: además de mantener nuestra piel hidratada a diario, una vez por semana os recomendamos usar algún exfoliante para eliminar las pieles más muertas.

Y, con estos sencillos pasos, notaremos cómo nuestra piel sigue hidratada a pesar del frío. En cuanto a tus rutinas faciales, continua con los mismos pasos, mañana y noche, sin variar ningún paso. ¡Y listo! ¡Conseguiremos una piel hidratada y cuidada todo el año!